Cuidado y soporte de racimos de tomates indeterminados pesados

Cuando se cultivan variedades de tomate de mayor tamaño, el peso del racimo puede poner un estrés muy grande en el tallo de la planta e incluso romperse. Para evitar este problema y obtener el máximo potencial de la planta se utilizan los soportes de cultivo. Estos soportes son unas piezas de plástico rígido moldeado en forma de arco que se coloca en el tallo del racimo justo donde se une con el tallo de la planta. De esta manera, al aumentar el peso del racimo la rama no se dobla más allá de la curvatura del soporte.

Estos soportes de racimos deben de ser colocados en la planta cuando la planta está en floración,  es decir cuando las ramas aún no han alcanzado su máximo grosor y aún son flexibles, de lo contrario se puede fracturar la rama al tratar de colocarlo. Una vez colocado el soporte, la rama de ese racimo crecerá con una curvatura de forma natural que le permitirá un crecimiento saludable, sin estrés y garantizando que no se romperá cuando los tomates del racimo crezcan e incrementen su peso.

Soporte de racimos Superflex

El soporte de racimos Superflex es un arco de soporte completo que confiere firmeza al pedúnculo del racimo. Con esto se consiguen frutos de mejor calidad y una mayor producción. Y, lo que es más importante, el soporte de racimos Superflex se flexiona siguiendo el crecimiento de la planta.

Soporte de racimos HMO redondo

El HMO curvado es nuestro soporte de racimos más reciente y destaca por su suave acabado redondeado. Debido a su diseño ergonómico, el soporte se apoya bien en la mano y se evita el daño a los tomates. Puede colocar el soporte de racimos HMO redondo de 6 mm en una etapa temprana del cultivo. Gracias a su estructura abierta, la planta tiene cubierta menos superficie, por lo que el pedúnculo recibe más aire y más luz. El soporte del racimo se coloca alrededor del pedúnculo del racimo, reforzándolo y reduciendo la posibilidad de daños al racimo, lo que da como resultado una mayor producción y frutos de mejor calidad.

Ganchos para tallos

Otra herramienta para el soporte de tallos son los ganchos. Estas piezas de plástico rígido son muy prácticas y fáciles de utilizar cuando no se instalaron los soportes de racimo antes mencionados en la etapa de floración y los tallos del racimo ya son más gruesos y no tienen flexibilidad. En este punto, el tratar de doblar el tallo del racimo puede causar que se quiebre, se desprenda del tallo de la planta o simplemente se fracture y se reduzca su productividad.

El uso de ganchos de soporte es muy sencillo. Simplemente enganche el extremo de la pieza con los ganchos más angostos a la rafia de soporte y luego coloque el otro extremo que es más abierto detrás del primer o segundo tomate. El gancho puede ser ajustado a 2 o 3 diferentes distancias, lo cual ofrece una flexibilidad para diferentes racimos.

El gancho para tallos de 12 cm es fundamental en el cultivo de tomates de otoño. En esa época los tallos son más cortos. Por supuesto, los ganchos para tallos Bato son perfectos para usarlos en otras épocas.

La construcción de los ganchos garantiza una sujeción óptima en el hilo: pase los ganchos de espiga por detrás del hilo y luego coloque el otro extremo detrás del primer o segundo tomate.

Comuníquese con nosotros para asesorarlo y proporcionarle los mejores productos de poda y tutoreo de sus cultivos: info@aiasesores.com

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.